El Gobierno de España, acaba de aprobar una modificación en la ley de consumidores en la que se aumenta la garantía de los productos.